Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Desastrosa presentación de Fiscalía en caso contra “El Loco”

Por: Jorge Luis Barría Crítica -

El caso pinchazos contra Ricardo Martinelli ha sido un proceso viciado, al menos así lo dejó claro el testigo Luis Enrique Rivera Calle, perito del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses (IMELCF), quien dijo que una de las evidencias pudo ser violentada.

"Violaron el sello de uno de los CD, no está como yo lo dejé y por eso no me hago responsable", dijo Rivera Calle en medio del interrogatorio por parte de los fiscales. Además destacó que el sello para que se rompa pudo ser manipulado por un humano, polvo o sereno.

Publicidad

La defensa de Martinelli dejó claro que actuarán legalmente, porque no es posible que en manos del Ministerio Público se haya roto el sello de una prueba, que supuestamente tenía una cadena de custodia.

La Fiscalía alega que no hubo cadena, porque en 2014 no existía la implementación de las cadenas de custodia al momento que se embalaban las evidencias en los casos que eran investigados.

Una fiscal angustiada

A Elizabeth Carrión, Fiscal Segunda Anticorrupción, fue la que tocó interrogar sobre la prueba documental #2, que es una inspección ocular que se hizo el 25 de agosto de 2014 en el edificio del Consejo Nacional de Seguridad.

Carrión fue objetada por la defensa en la gran mayoría de alegaciones, situación que la llevó a pasar de un rostro sereno a uno de angustia, dejando a flote su poco conocimiento en el proceso.

Poco conocimiento que se remarcaba al momento de preguntarle al testigo Luis Enrique Rivera Calle, quien prácticamente daba respuestas no favorables a la Fiscalía, quien recaía y repreguntaba lo mismo, con argumentos y narraciones que a simple vista parecía ahogarse en un pequeño charco, por lo que las objeciones de parte de la defensa seguían.

Tal situación llevó incluso que hasta el juez le indicara cómo debía hacer las preguntas para introducir algún elemento. Además los fiscales también le indicaban cómo debía preguntar.

Esa situación pareció molestar a los abogados querellantes, a quienes se les borró una sonrisa burlesca que mantenían en su rostro, por un rostro serio, y que desde sus puestos empezaron a manotear para decirle a la fiscal cómo actuar.

Presentación de pruebas

Durante el desarrollo del juicio, la Fiscalía le presentó al testigo sin un embalaje debido varios elementos que fueron recolectados en la inspección ocular, para que hiciera reconocimiento, entre esos dos laptop, tres discos compactos y un disco duro, así como varios documentos de los siete cuadernillos de correos electrónicos.

Al momento que Rivera Calle observaba las laptop, la fiscal lo interrogaba indicándole que dijera cuál era la que estaba sin disco duro, pero el testigo le hizo mención en que si no revisaba o abría los equipos, no sabría decir cuál era, ya que no recordaba , porque han pasado cinco años desde esa inspección.

Tras lo expuesto, la fiscal dio paso a que Rivera Calle revisara 100 páginas de los siete cuadernillos, que mantenían la transcripción de al menos dos de los CD y el disco duro, pero esta presentación fue objetada por la defensa al considerarla desleal, porque la Fiscal hizo mención de una prueba ocular y quería introducir otra acta diferente a la mencionada. El Tribuna le negó por unanimidad tal muestra de documentos.

La Fiscalía intentó que Rivera Calle revisara unos documentos que no había firmado y en el que no había participado para el informe, por lo que la defensa dejó clara su preocupación de que en una visible falta de conocimiento de la fiscal, haya introducido elementos no mencionados.

Al final de la audiencia el Fiscal Aurelio Vásquez en un tono desafiante, pidió al Tribunal que le dieran un plazo para realizar unos peritajes en los elementos que han recabado, aduciendo que ahora sí le darán la oportunidad a la defensa de Martinelli para que asista con sus peritos.

Esa oportunidad la propia Fiscalía se la negó desde la fase intermedia, indicando que ya el proceso de investigación había culminado, por lo que no se podría tocar los elementos digitales que recabaron, pero en un cambio repentino, ayer propusieron que se realizara.

Al escuchar ambas alegaciones, el Tribunal de Juicio decidió negarle la solicitud a la fiscalía porque ya ellos habían elaborado un informe pericial y estaba completo.

Para hoy a las 9:00 de la mañana se continúa el juicio oral, con el interrogatorio de Luis Enrique Rivera Calle, en los demás informes de inspección ocular que participó en el caso.

.

Contenido Premium: 
0
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content