Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

VarelaLeaks descubre la tapadera de una Procuradora

Por: Redacción / Crítica Impreso -

La procuradora de Panamá, Kenia Porcell habría protegido y encubrió al expresidente Juan Carlos Varela del escándalo de corrupción del Odebrecht, manipulando acuerdos de colaboración como el de Andrés Rabello e indagatorias como la de su primo Jaime Lasso, revela el sitio web VarelaLeaks, que pone al descubierto unos 24.91 GB de fotos, documentos y transcripciones de supuestos chats que habrían salido de un teléfono perdido del exgobernante.

La divulgación coincidió con una visita de Varela a China en la que participó en una cena ofrecida por el presidente Xi Jinping en ocasión de la Exposición de Importaciones de Shanghái. Los VarelaLeaks contienen chats con las personas más allegadas a su gobierno entre 2017 y 2018.

Publicidad

El material incluye comunicaciones que presuntamente tuvo Varela con la procuradora Kenia Porcell, el contralor Federico Humbert, los exdirectivos de La Prensa: Fernando Berguido, Mercedes Corró y Miguel Heras, de TVN. 

Otras conversaciones mencionan a la vicepresidenta de Venezuela, Delcy Rodríguez; el exjefe de Odebrecht en Panamá, André Rabello; el comisionado Daniel Arroyo; el padre David Cosca y el arzobispo José Domingo Ulloa.

Además los chats hacen referencia a secretarios privados Raúl Sandoval, Ronald Campbell y Rafael Flores. Sus copartidarios del Panameñismo: Jaime Lasso, José Luis 'Popi' Varela y Jorge Alberto Rosas; así como empresarios como Stanley Motta, Janeth Pool, Taher Yaffar, Jack Harari y Max Harari.

El sitio destaca que difunden ese material, porque "somos un grupo de ciudadanos latinoamericanos comprometidos con la democracia y hastiados de la corrupción y abuso de nuestras autoridades. Hasta nosotros llegó, un teléfono celular, un dispositivo que después de verificarlo pudimos comprobar que contiene las conversaciones de Whatsapp que sostuvo entre 2017 y 2018 el ahora expresidente de Panamá, Juan Carlos Varela con miembros de su gabinete, la Procuradora General, embajadores y representantes de la vida política internacional, en las que se develan el tráfico de influencias, y la corrupción al más alto nivel en este país centroamericano, y en general de toda la región".

En el sitio web se dejan al descubierto las conversaciones, supuestamente de Varela con el contralor Federico Humbert, con quien hizo referencia al actual presidente Laurentino Cortizo, como “demagogo” por su discurso de victoria en las primarias del PRD.

También hay archivos que hacen referencia a temas como el caso Odebrecht que trató con la procuradora Kenia Porcell y con el exdirector del Consejo de Seguridad, Rolando López.

En los supuestos chats con la Procuraduría se relata los planes para extraditar al exmandatario Ricardo Martinelli y sus hijos; se pone al descubierto una fijación casi obsesiva con la directora de noticias de TVN, Sabrina Bacal y Fernando Berguido tilda de “HP” a Adelita Coriat por investigar lo de la Procuraduría Paralela. 

El sitio destaca que difunden ese material, porque "somos un grupo de ciudadanos latinoamericanos comprometidos con la democracia y hastiados de la corrupción y abuso de nuestras autoridades. Hasta nosotros llegó, un teléfono celular, un dispositivo que después de verificarlo pudimos comprobar que contiene las conversaciones de Whatsapp que sostuvo entre 2017 y 2018 el ahora expresidente de Panamá, Juan Carlos Varela con miembros de su gabinete, la Procuradora General, embajadores y representantes de la vida política internacional, en las que se develan el tráfico de influencias, y la corrupción al más alto nivel en este país centroamericano, y en general de toda la región".

En las conversaciones también destacan supuestos mensajes despectivos contra figuras públicas y periodistas como Icard Reyes, el hoy diputado Juan Diego Vázquez; y a Hugo Famanía lo tildan de "bulto".

Sobre Porcell registran dos teléfonos, en los que la Procuradora habría sustenido conversaciones diarias con el ex mandatario sobre la coordinación de los casos de altos perfil y temas personales que involucran el tráfico de influencia, como la congelación de sus cuentas bancarias por una morosidad en el pago de impuestos a la DGI por caso 170 mil dólares, el trámite en un préstamos personal para su hermana en el Banco Nacional.

Porcell coordinaba todo con Varela, por ejemplo la indagatoria de Jaime Lasso y su salida de la fiscalía en el carro del diputado José Luis Varela.

Las comunicaciones darían detalles de cómo los acuerdos de colaboración del caso Odebrecht también eran negociados a través del hermano del expresidente, el entonces diputado José Luis Varela.

Se trata específicamente de los acuerdos de Joao Santana y el ex jefe de Odebrecht en Panamá, André Rabello. En cada caso, el hermano del ex presidente habría viajado a Brasil a coordinar con Rabello y Santana, trabajo que luego era judicializado por la mano derecha de la procuradora Porcell, el comisionado Daniel Arroyo, hoy subsecretario del Ministerio Público. Según las conversaciones posteadas por VarelaLeaks, el exmandatario siempre estuvo al frente de la coordinación que llevaban Popi Varela, Porcell y Arroyo, con el fin de que el caso solo afectara al expresidente Ricardo Martinelli. Incluso, Arroyo viajaba ya con un texto escrito para que los brasileños solo firmaran.

VarelaLeaks sostiene que Porcell habría realizado movidas para que el caso Odebrecht no golpeara al expresidente Varela, principalmente por el dinero que manejó Jaime Lasso y su hija Michelle Lasso.

En medio de ese periodo de conversaciones, Porcell habría rogado en varias ocasiones a Varela que la dejara renunciar porque se sentía presionada por las críticas de varios medios de comunicación social. Sin embargo, Varela siempre logró convencerla a través reuniones, paseos en avión a Kuna Yala, y visitas a su nueva casa en Las Minas de Herrera.

Era una relación muy estrecha donde no faltaban los piropos de Porcell hacia el mandatario: “wao, qué guapo salió; al César lo que es del César; usted y yo nos parecemos mucho, usted y yo somos herreranos”.

Porcell también llegó a intervenir directamente en la indagatoria de José Portas, extesorero de la campaña de José Domingo Arias y vinculado familiarmente al contralor Federico Humbert.

Porcell también habría llegado a quejarse con Varela del manejo de Sabrina Bacal en TVN, incluso le pide autorización para llamar directamente a Stanley Motta.

Según VarelaLeaks, el expresidente se identificaba en Whatsapp como JJ y en esos mensajes se trataban temas delicados con el manejo del caso Odebrecht, negocios en el Gobierno, el control de medios de comunicación a través de allegados como Fernando Berguido, el silencio de sindicalistas, más ventajas para la aerolínea Copa, la ruptura de las relaciones con Taiwán, y la crisis de Venezuela.

.

Contenido Premium: 
0
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content